Cómo compilar tu primera app

En esta sección, se describe cómo compilar una app para Android simple. Primero, aprenderás a crear un proyecto "Hello, World!" con Android Studio y a ejecutarlo. Luego, crearás una nueva interfaz para la app que requiere la entrada del usuario y cambia a una nueva pantalla en la aplicación a fin de mostrarla.

Antes de comenzar, hay dos conceptos fundamentales que debes comprender sobre las apps para Android: cómo proporcionan varios puntos de entrada y cómo se adaptan a diferentes dispositivos.

Las apps proporcionan varios puntos de entrada

Las apps para Android se compilan como una combinación de componentes que pueden invocarse de manera individual. Por ejemplo, una actividad es un tipo de componente de app que proporciona una interfaz de usuario (IU).

La actividad "principal" comienza cuando el usuario presiona el ícono de tu app. También puedes dirigir al usuario a una actividad de otro lugar, como una notificación o incluso una app diferente.

Otros componentes, como los receptores de emisión y los servicios, permiten que tu app realice tareas en segundo plano sin una IU.

Después de compilar tu primera app, puedes obtener más información sobre los otros componentes de la app en Aspectos fundamentales de la app.

Las apps se adaptan a diferentes dispositivos

Android te permite proporcionar diferentes recursos para distintos dispositivos. Por ejemplo, puedes crear diferentes diseños para distintos tamaños de pantalla. El sistema determina qué diseño usar en función del tamaño de la pantalla del dispositivo actual.

Si alguna de las funciones de tu app necesita hardware específico, como una cámara, durante el tiempo de ejecución, puedes consultar si el dispositivo tiene ese hardware o no, y luego inhabilitar las funciones correspondientes si no lo tiene. Puedes especificar que tu app requiera ciertos tipos de hardware a fin de que Google Play no permita que se instale la app en dispositivos que no los tengan.

Después de crear tu primera app, puedes obtener más información sobre las opciones de configuración de los dispositivos en Descripción general de compatibilidad con dispositivos.

Con estos dos conceptos básicos en la mente, continúa con la próxima lección para compilar tu primera app.